Entrevista: Los Intrusos del Savoy "Perdidos en la Ciudad".

La semana pasada el grupo madrileño, lanzó el primer single de su próximo LP “Para Siempre”. Este primer sencillo, Perdido en la Ciudad nos hace movernos al ritmo de las guitarras del tema producido por Cristián Chiloé (Tequila, ELE,Lichis…)


El disco ha sido grabado y mezclado en Madrid. Masterizado en Reino Unido por Dennis

Blackham (Andrés Calamaro, Miguel Ríos, Coque Malla, Morgan, Los Fesser, entre otros). Han colaborado Julián Kanevsky (Andrés Calamaro, Tequila, Coti), el compositor de cámara soriano Andrés Martín y Jordi Tugores que fue el co-productor de la obra.


Tendremos que esperar hasta finales de año para tener el trabajo completo en nuestras

casas, pero mientras tanto Los Intrusos del Savoy nos han contado curiosidades sobre

su creación.


¿Cómo ha sido el feedback de este último lanzamiento? ¿Cómo lleváis el tener que esperar para girar y moverlo en directo?


Sergio Bengoechea: La verdad que para llevar algo mas de un año sin dar

prácticamente señales de vida y con un 2019 centrado en la grabación más que

en el directo, la respuesta está siendo estupenda. Teníamos mucha gente a la

espera y su respuesta ha sido la mejor posible. Aún así esto acaba de empezar.


Respecto a la gira, es una lástima que tengamos que parar la maquinaria.

Teníamos muy bien planeado el 2020 y ha habido que adaptarse. Pero bueno,

no es nada nuevo, la música siempre supo adaptarse, porque siempre estuvo en

crisis. Nosotros somos una banda de directo y nuestro lugar está en los escenarios, no en las redes sociales, así que lo estamos llevando con cierta resignación y ocupándonos de preparar el nuevo pistoletazo de salida.


Lucas Bauer: Como dice Sergio, llevábamos mucho tiempo centrados al 100%

en la grabación de nuestro nuevo trabajo de estudio y estábamos un poco

expectantes de ver como recibiría la gente el primer single. La verdad que nos

hace muy felices ver la acogida positiva que está teniendo.


No vemos la hora de poder salir a la carretera para poder presentar el álbum

completo en directo. Como todos los músicos y como cualquier trabajador de

otros ámbitos, nos estamos adaptamos a las reglas del juego y aprendiendo con

ellas. Somos conscientes que en nuestro sector la reactivación de la actividad

será más lenta que en cualquier otro y hay que adaptarse. Los músicos siempre

supimos adaptarnos y nunca lo tuvimos fácil. Tenemos la esperanza de que todo

vuelva a su sitio cuanto antes.



Habéis tenido que aplazar varios conciertos, ¿cual es el que más pena os ha dado tener que esperar?


SB: Hemos tenido que aplazar varios conciertos no… ¡hemos tenido que aplazar

todos los conciertos! Pero si hay que elegir alguno, este año teníamos planeados

conciertos en Latinoamérica, concretamente en México y han tenido que moverse a 2021.


LB: Estamos reprogramando todo para 2021 aunque eso no quita que durante

este año podamos ofrecer algún concierto, siempre y cuando esté permitido por

los aforos. La evolución la iremos viendo en los próximos meses, pero los

conciertos ‘’más importantes’’ ya se han pospuesto para 2021.


¿Qué es lo que más y menos echáis de menos este confinamiento? ¿Cómo habéis vivido la fiebre de los streamings en redes sociales?


SB: Evidentemente hemos echado de menos el ajetreo de lo que hubiera sido el

comienzo de gira de 2020, ensayos, furgos, carretera, conciertos, y todo eso por

lo que vivimos, es decir, hemos echado de menos la vida de músico.


Está bien que menciones lo de “la fiebre” de los streamings, porque pensamos

que justamente ha sido eso: algo febril. Este tema daría para una entrevista entera pero en resumen, no dudamos de las capacidades de las redes para comunicar y de la necesidad de conectar en estos tiempos, pero ha sido demasiado ¿no? Espero que ocurra la misma fiebre cuando las bandas toquemos en salas.


LB: Se extraña compartir con tus amigos todos los buenos momentos que nacen durante una gira por el país. Aunque a veces sean palizas de viajes (literalmente), las sensaciones que se generan son únicas. Extrañamos compartir todo eso entre nosotros y por supuesto con la gente que te rodea.


La ‘’fiebre’’ perdurará todo este tiempo confinados pero bueno, está bien que así

sea. En nuestra opinión, no es algo muy natural, aunque la necesidad de conectar con el otro siempre está ahí, es algo básico del ser humano no solo del músico, y evidentemente es ahora cuando se acentúa aún más al estar encerrados. Ojalá esta conexión virtual pueda convertirse en conexión real cuando volvamos a la normalidad.



¿Habéis invertido este tiempo en desconectar, en crear, en parar…?

¿Estáis componiendo mucho esta cuarentena? ¿Quién suele encargarse más de la parte de composición? ¿Cómo os organizáis como banda para el tema de redes y demás?


SB: Bueno, creo que la mayoría de las personas que nos dedicamos a componer

vivimos nuestros propios confinamientos durante los procesos creativos y estamos más acostumbrados a buscar ese aislamiento para poder hacerlo. Nosotros hemos aprovechado para dedicarle más tiempo a la composición y a dar forma a ideas nuevas. Aún así, somos humanos y el encierro nos ha afectado igual que a todos. No nos hemos obligado a componer, es un suicidio musical forzar en esta situación la creatividad. Se necesitan estímulos que obviamente no han estado a nuestro alcance durante estos 50 días y nos lo hemos tomado con calma.


También hay que decir que nos hemos dedicado a cuestiones extra musicales que son también muy importantes y necesarias para el buen funcionamiento de una maquinaria musical independiente como la que formamos con Los Intrusos del Savoy y que justamente tiene que ver con las redes sociales, reorganización de gira, producción del disco...


LB: Creo que estar encerrados tanto tiempo te deja espacio para todo, incluso para que nazcan nuevas ideas. En mi caso particular, me ha servido bastante para reflexionar y darle importancia a las cosas cotidianas que con el ajetreo cotidiano no terminas de valorar como se merecen.


En relación a la composición, ambos componemos y tenemos un método de trabajo bien definido. Estoy de acuerdo con Sergio en que son momentos en donde no hay que forzar nada, aunque el famoso lugar común que la inspiración te llegue trabajando es completamente cierto. Hemos trabajado para dar forma a nuevas ideas y en ello estamos, por más que acabamos un disco hace nada, esto nunca para.


En el momento que empieza la grabación y producción del disco y

lleváis los temas escritos, ¿vais ya con un imaginario previo para cada

tema o entre todos le dais la forma final?


SB: Bueno, nosotros tenemos ya una forma de trabajar. Lucas y yo componemos

los temas con dos guitarras y cuando llegan a la sala de ensayo ya están bastante definidos. Santiago siempre nos aporta cuestiones rítmicas que hacen que nos replantemos el enfoque de según que temas; de esta forma cuando llegamos al estudio hay poco margen para la improvisación.


LB: Las ideas que me nacen a mí las trabajo con Sergio y viceversa. Para nosotros es muy importante la maquetación de esas ideas y es un trabajo que realizamos en casa. Vamos al local de ensayo con el concepto bastante desarrollado, buscando que el resto de la banda aporte el granito de arena que la canción reclama. La verdad que Nacho y Jorge nos dan un plus importantísimo en ese sentido. Y Santi es nuestro hermano, el batería que elegiríamos una y otra vez para defender las canciones que escribimos. Ha habido grandes músicos dentro de este grupo, en particular yo a todos los recuerdo con cariño (a algunos más que a otros, claro) pero la comunión que existe ahora es única y

especial.



5. ¿Cómo habéis hecho la selección de los temas y el orden? ¿Nos encontraremos con una evolución musical de Los Intrusos del Savoy? ¿Qué buscabais cuando empezasteis el proyecto del LP?


SB: La selección y el orden de las canciones ha sido un proceso muy natural ya que la banda trabaja por/para las canciones sin ningún tipo de ego. Así hemos construido este proyecto desde su inicio. Lo importante siempre ha sido la música y las canciones.


Este trabajo es una evolución respecto a nuestro disco anterior, sin dudas. Hay una evolución como banda en sus composiciones, en la búsqueda de un sonido mucho más espacial/amplio, hemos desarrollado partes instrumentales que suenan increíbles y todo ello conservando lo que creemos que ya es un sonido intruso reconocible. En cuanto a qué buscábamos, bueno, cada disco es un viaje y nosotros nos dedicamos a trasmitir nuestras vivencias a través de la música y a que lleguen a nuestro interlocutor para conectar con él. Por tanto, nuestro único objetivo era continuar haciendo lo que tanto amamos.


LB: Se trata de una evolución, sin dudas. Hemos crecido como grupo y como personas, y fue un crecimiento natural, no forzado. Ha pasado mucho bajo el puente y al final todo eso queda reflejado en las canciones que compones. La banda tiene un sonido más definido y reconocible. Las primeras composiciones de este disco ya hacían ver una evolución y sin dudas con la obra completa puedo decir que sí, que hay una evolución clara.


7. ¿Creéis en la evolución del sonido de los artistas? ¿Os habéis enfadado con algún grupo o solista que haya cambiado su rumbo musical y os ha fastidiado, o creéis que es algo necesario?


SB: Yo creo que la evolución es algo necesario, incluso el cambio de rumbo en el sonido en un caso más drástico. Nunca echaría en cara o me enfadaría porque un artista ha decidido cambiar el rumbo. Somos personas creativas, no una fórmula matemática, ni un algoritmo, aunque muchas veces se pretenda. Puede gustarte más o menos el cambio de rumbo de ese artista, pero creo que nunca se le debería reprochar, y menos aún si llegaste a conectar con él/ella en algún punto de su carrera.


LB: Yo creo que si la evolución te sale de forma natural está bien que cambies de rumbo y que realmente hagas lo que necesites. Otra cosa es que te paguen por hacer algo que no quieres y te vendas al mejor postor. Nosotros somos un fiel reflejo de lo que sentimos. Y creo que ser fiel a uno mismo permite que seas fiel a los demás. Jamás me enfadaría con un artista por cambiar de carretera. Me jodería más que estacione el coche y que renuncie a lo que ama hacer.



8. ¿Tenéis en mente ir sacando cada tema acompañado de algún videoclip? ¿Cómo vamos a ir disfrutando de los singles de “Para Siempre” este 2020?


SB: Somos unos románticos y aún grabamos discos de 10 temas (porque no hay presupuesto para hacerlo de 20), pero antes de lanzar el disco completo sacaremos a la luz varios singles, y si el COVID-19 lo permite, un par de videoclips antes de que acabe el año.


LB: Vamos un poco a la contra ¿no? Grabar discos en los tiempos que corren…

a quién se le ocurre. Crecimos escuchando discos de gente que admiramos, que

respetamos y siempre soñamos con hacer algo igual. Si bien la ‘’onda’’ actual es

grabar singles y hacer colaboraciones con todo Dios (algunos son muy cansinos), a nosotros todavía se nos despierta el bichito de querer hacer discos.


Supone un trabajo y un esfuerzo increíble pero las vivencias de un estudio de

grabación son únicas. No hablo de estar cuatro horas en un estudio trabajando

en un single, hablo de estar un año encerrados como estuvimos nosotros. Eso es especial y es lo que nos llena.


9. Nos encontramos con un mensaje amoroso o enlazado con las relaciones humanas en este trabajo, ¿es autobiográfico?


SB: Y sí... yo diría que siempre escribimos sobre las adicciones, estamos enganchadísimos a la vida, a todo lo que nos sucede y sobre ello escribimos. Es

un ejercicio, como diría Calamaro, de honestidad brutal.


LB: Los últimos años han sido muy ajetreados, muchas idas y vueltas. Ha habido

muchos saltos en paracaídas y algunos golpes nos hemos llevado, en todos los

sentidos, no lo vamos a negar. Las relaciones humanas siempre nos marcan. En

nuestro caso quizás sea más fácil reflejarlo porque se traducen en canciones,

pero mucha se sentirá identificadas con ellas por vivencias similares. Sergio lo

define muy bien: nosotros estamos enganchados a la vida y nos dejamos

sorprender por ella.

10. ¿Cómo veis el panorama musical actual debido a esta crisis?

¿Cómo creéis que puede evolucionar el sector?


SB: Bueno, supongo que es la gran pregunta para la cual habrá muchas y muy diferentes respuestas. Para mi, la guitarra sigue estando ahí para darle uso y es lo único que me importa; del resto no me puedo preocupar, porque los músicos somos tan sólo una pieza pequeña de este gran engranaje que es la industria musical. Supongo que en lo que a nosotros respecta, seguiremos tocando y componiendo a pesar de todo, y cumpliendo con nuestro papel.


LB: Es difícil sacar conclusiones hasta que no se retome cierta normalidad. Nos preocupa, pero al mismo tiempo, como dice Sergio, es la pregunta del millón que

nadie sabrá responder con cierta credibilidad. Estas cosas lo único que hacen es acentuar los problemas que tienen muchos músicos para llegar a fin de mes. Lo que realmente da rabia es que tengamos que vivir situaciones así para que los demás se den cuenta. Por otro lado, también molesta que a partir de esta crisis nos paremos a pensar y busquemos iniciativas en común con otros músicos. ¿Qué pasa? ¿Antes no éramos

compañeros de profesión?


El coronavirus no se ensaña con los músicos, parte de culpa también es nuestra por no haber sido capaces de movilizarnos cuando había que hacerlo. Cierto es que, en general, los músicos están bastante desamparados. La gran mayoría tiene que combinar actuaciones en directo con clases a alumnos, sesiones de grabación para otros o incluso hacer trabajos ajenos para poder subsistir. Siempre el patio estuvo complicado. Espero que después de todo esto aprendamos algo.


11. Si se pudiera pedir cualquier cosa, ¿cuál es vuestra ilusión musical más grande?


SB: En mi caso, me gustaría cumplir el sueño de realizar una gira internacional

con Los Intrusos del Savoy.


LB: Mi deseo es poder seguir compartiendo esto con los chicos. Tocando para

miles de personas o en garitos pequeños, pero con ellos.


12. ¿Soléis disfrutar más de la escucha de discos completos o intentáis

picotear entre artistas? ¿Qué discos o temas estás escuchando en

bucle esta cuarentena?


SB: Creo que todo artista que invierta tiempo en realizar un LP merece que se

escuche al menos una vez, de principio a fin. Mis artistas escuchados durante

este confinamiento por ejemplo han sido Jordan Rakei, The Black Crowes o

Santero y los muchachos


LB: Picotear te permite ir descubriendo cosas nuevas para luego adentrarte en

la discografía del artista y esto es genial. Por mi lado, además de seguir escuchando los clásicos (es como que nunca los terminas de descubrir por completo), durante la cuarentena escuché a muchos artistas nuevos. Sin duda alguna, mi descubrimiento cuarentenero han sido los Hermanos Gutiérrez. Los descubrí una noche y en ese mismo momento escuché toda su discografía hasta las 4.00 am sin parar. Me volaron la cabeza.


13. Si tuvierais que definir a cada integrante de la banda con una palabra,

¿cuál sería para cada uno?


Sergio Bengoechea:

- Lucas: Orden

- Santiago: Alegría

- Nacho: Genio loco

- Jorge: Aire fresco


Lucas Bauer:

-Sergio: Templanza

-Santi: Energía

-Nacho: Imposible definir a Nacho en una palabra

-Jorge: Talento


Charlar con estos chicos daría para varias rondas. Esperamos impacientes las

novedades que nos van a traer Los Intrusos del Savoy este 2020. Puedes escuchar su música en Spotify desde aquí:


© 2019 by Somos Grandes - Música, Arte, Cultura 
hola@somosgrandes.org

  • Facebook - White Circle
  • Instagram - White Circle
  • YouTube - White Circle